El derecho a la valla


gustavoduch /

EL DERECHO A LA VALLA (*)

guaya1

Narrando nuestra oscuridad se ve claramente la vida.

Juan Gelman, poeta con derecho a ser padre.

Preámbulo

Considerando la necesidad de establecer un orden natural al estado de la Vida;

Considerando que este orden natural avala que el hombre blanco y varón es un ser superior delante del resto de seres humanos ni blancos ni varones, que está por encima de los otros seres vivos y que ejerce su dominio sobre el Planeta que habita;

Considerando que las necesidades básicas e irrenunciables de este hombre blanco y varón son acumular fortunas y consumir caprichos;

Considerando que los hombres blancos y varones nacen con privilegios que se deben de preservar;

los aquí reunidos en Asamblea General -hombres blancos y varones- proclamamos la presente DECLARACIÓN de DERECHOS.

Artículos

  1. Derecho de mentira: los colectivos de hombres blancos y varones organizados en Estados, Corporaciones, Medios de Comunicación, Iglesias, Tribunales o Grupos de Presión, tienen derecho a proclamar postulados económicos, relatos de superioridad, discursos científicos o dogmas de fe que, aún sin ser ciertos, serán considerados doctrinas que nadie discutirá, asegurando así mantener pacíficamente el orden establecido.
  2. Derecho de robo: todo colectivo de personas blancas y varones tiene el derecho legítimo a colonizar territorios ajenos para disponer libremente de los bienes naturales que allí existan -tanto sobre la tierra, como bajo ella; tanto en su cielo como en sus mares- con el noble propósito de incrementar el contenido de sus cajas de caudales.
  3. Derecho de guerra: si el acceso legítimo a estos bienes ajenos no es facilitado por la población local y ésta ofrece resistencias, se considera cardinal asegurar el derecho al acceso a las armas, a la creación de ejércitos, a las licenciaturas de Capitán, Coronel o Generalísimo y otros estudios bélicos, el derecho al genocidio, a la prisión, al fusilamiento, etc. que aseguren -en defensa propia- poder mantener dichos privilegios.
  4. Derecho de patrón: el hombre blanco y varón podrá ejercer el derecho a esclavitud y a servidumbre y todas las formas de opresión que considere necesarias como el asesinato o la violación, para evitar el miedo a perder privilegios.
  5. Derecho de valla: todo colectivo de personas blancas y varones tienen derecho a delinear sus fronteras donde podrán levantar muros, electrificar vallas o a cubrirlas de concertinas para protegerse de posibles invasiones.
  6. Derecho de ciudad: la comodidad y el consumismo, derechos innatos e inalienables a los hombres blancos y varones, se garantizarán con la construcción de ciudades alejadas de los avatares de la naturaleza y de las cansinas labores del cultivo de alimentos. Por ello se establece la obligación de privar a los territorios rurales de autonomía y son considerados en términos jurídicos como “polígonos de aprovisionamiento de alimentos y recintos de vertidos”.
  7. Derecho de contaminación: la naturaleza del hombre blanco y varón tiene derecho a la agresión continua a la Naturaleza ya sea por mar, tierra o aire, si su justificación es la creación de riquezas. Las leyes de la Naturaleza, las estaciones del año y los paisajes quedan derogadas.
  8. Derecho de hambrear: una alimentación exótica, barata, preelaborada, fraudificada, sinsabor, sintética y transgénica, es uno de los derechos vitales irrenunciables para el hombre blanco y varón, de forma que para garantizarlo hay que proteger y promocionar el derecho a contar con grandes corporaciones multinacionales especializadas en técnicas de agricultura industrial y que, vía Tratados Internacionales de Libre Comercio o en su defecto haciendo uso de los artículos 1,2,3,4,5,6 y 7, les abastezcan debidamente. El hambre generado, es un hecho colateral.

Y Nada podrá interpretarse en el sentido de que confiere derecho alguno para emprender revoluciones decididas a la supresión de cualquiera de los derechos proclamados en esta Declaración.

(*) Gustavo Duch Guillot, Número 72 de Pueblos, Revista de Información y Debates.

006-aa-logo-victorEL CAPITAL  TOMO I I

CRÍTICA DE LA ECONOMÍA POLÍTICA

CARLOS MARX

LIBRO SEGUNDO

EL PROCESO DE CIRCULACIÓN DEL CAPITAL

Sección Primera

LAS METAMORFOSIS DEL CAPITAL Y SU CICLO

Capítulo I

EL CICLO DEL CAPITAL DINERO

  1. Primera fase: D—M

 

Párrafo 21:

Aquí, no nos interesa saber cómo se produce esta separación. La separación existe desde el momento en que se efectúa la operación D—T. Lo que nos interesa es el hecho de que si la fórmula D—T aparece como una función del capital-dinero o el dinero se presenta aquí como una modalidad del capital, no es, ni mucho menos porque el dinero actué, en este caso, como medio de pago de una actividad humana encaminada a un efecto útil, de un servicio; es decir, no por la función propia del dinero como edio0 de pago. Si el dinero puede invertirse en esta forma es, sencillamente, porque la fuerza de trabajo se halla separada de sus medios de producción (incluyendo los medios de vida, como medios de producción de la propia fuerza de trabajo) y porque este divorcio sólo puede remediarse de un modo: vendiendo la fuerza de trabajo al poseedor de los medios de producción. Lo cual quiere decir que los frutos de la fuerza de trabajo, cuyos límites no coinciden, ni mucho menos, con los límites de la cantidad de trabajo necesaria para la reproducción de su propio precio, le pertenecen al comprador. La relación de capital surge durante el proceso de producción, pura y simplemente, porque existe ya en el mismo acto de circulación, en las distintas condiciones económicas fundamentales en que se enfrentan el comprador y el vendedor, en sus relaciones de clase. No es el dinero el que engendra, por su naturaleza, esta relación; es, por el contrario, la existencia de esta relación la que convierte la simple función del dinero en función de capital.   

– Página –33 —   El CAPITAL “TOMO I I” –Traducción de Wenceslao Roces – Primera edición en alemán tomo I — 1867- Primera edición en Español 1946- tercera reimpresión 2006 – Fondo De Cultura Económica México Comentarios y sugerencias : Editorial@fondodeculturaeconomica.com  en Chile a /httpmarxismo-cl/ o bien Amador Ibañez ‏ @marxismo_cl o Twitter    Amador Ibañez ‏ @marxismo_cl

https://unidadmpt.wordpress.com/2012/05/08/transcribiremos-a-la-letra-el-capital-de-carlos-marx-tomo-uno/

¡SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG!   

Tweets mentioning @Daniel206_73

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Antícapitaslista, ¡¡¡ Unidad Latinoamericana !!!, Campesinos- Jornaleros, chile, Compañero Presidente Doctor salvador Allende, Peones - Proletarios, SUTRA-CHILE, Trabajadores al Poder, unidad, Varios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s